En tiempos de crisis, las empresas de economía social -cooperativas de trabajo y sociedades laborales- se erigen como ejemplo de creación de autoempleo y fomento del empleo, de hecho, y según datos de la Confederación Empresarial Española de la Economía Social (Cepes), “en los últimos cinco años el conjunto de la Economía Social Española ha mantenido su empleo”. Así se explica el auge del cooperativismo de trabajo, fórmula de autoempleo colectivo basado en la igualdad entre los socios y que aplica la democracia a su gestión y que necesita de un equipo de tres personas para poder constituirse.

En España hay 29.557 empresas de economía social, 16.259 cooperativas y 13.298 sociedades laborales y cabe destacar que de las 7.126 empresas de economía social andaluzas, 3.918 son cooperativas y dan empleo a 55.635 personas. En la provincia de Cádiz existen un total de 357 empresas cooperativas que dan empleo a 3.705 personas, la mayoría de ellas se ubican en el sector servicios, siguiendo la tónica general de este tipo de entes.

En la capital gaditana están contabilizadas por la Federación Andaluza de empresas cooperativas de trabajo (Faecta) un total de ocho empresas de este tipo, y llama la atención que negocios muy conocidos por los gaditanos basan su estructura en este modelo empresarial. Así, la marisquería Joselito, Apuleyo (Café Teatro Pay-Pay) o Comedores Infantiles El Patio, por ejemplo, son cooperativas de trabajo, según indica Faecta.

Lo que sí se ha apreciado en este tipo de empresas es una evolución de un tiempo a esta parte, y destaca que hay más personas jóvenes como promotores de cooperativas y con proyectos ligados a las nuevas tecnologías.

En resumen, y como afirmaba hace escasa fechas Antonio Rivero presidente de la Faecta, “si el resto de empresas se hubieran comportado igual que las cooperativas desde el año 2007, se habría evitado la destrucción de casi un millón de empleos”

Emprendedoras y socias

Ejemplo de una joven cooperativa gaditana es The Room Social, primera agencia de publicidad y marketing 2.0 que si bien llegó al mercado en 2008 con sus socias como autónomas y con el objetivo de asesorar y formar a las pymes y autónomos en la transición del paso 1.0 al 2.0, comenzó su andadura como cooperativa de trabajo en agosto de 2012 de la mano de Elena Caldera, Carolina Casanovas y Sita Lorenzo, las cuales destacan que su paso al cooperativismo “se debe en parte a la dedicación e implicación de la empresa entre iguales, las ventajas fiscales y al apoyo que se recibe”.

Leer Nota de Prensa

Fuente: andaluciainformacion.es

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies